Naruto Universo


 
ÍndicePortalRegistrarseConectarse
Reproductor videoclips


VideoPlaylist

Reloj
Estadísticas
Tenemos 118 miembros registrados.
El último usuario registrado es xander110.

Nuestros miembros han publicado un total de 2913 mensajes en 392 argumentos.
Reloj

Comparte | 
 

 Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha

Ir abajo 
AutorMensaje
Renku
Gennin
Gennin
avatar

Cantidad de envíos : 32
Localización : Villa Oculta de la Hoja
Fecha de inscripción : 13/09/2009

MensajeTema: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   Mar Sep 15, 2009 10:14 pm

Off: Lugar: Una enorme llanura cubierta por cesped
Clima: Final de un caluroso dia de verano, sin viento, pero el calor no es sofocante.
On:

Los grillos emitían un chiriido relajante, el cual combinado con la fabulosa tarde de verano creaban una atmósfera típica para un encuentro en el silencio, antes de que las sombras de la noche se cerniesen sobre las calidas y bastas extensiones donde se situaba Renku. El joven estaba en una posición estática con las manos introducidas en ambos bolsillos de su pantalón. El pelo del shinobi no ondeaba, la sensación en el ambiente cercano a él era tensa, como si esperase a que alguien específico le dirigiese la palabra, nadie podría acercarse ya que la tensión se romperia y su reacción no seria agradable. La expresión de su rostro no mostraba ningun tipo de sentimiento facilmente identificable, mas o menos era como ver a una estatua cuya mirada expresaba odio, determinación y autocontrol. Pacientemente, Renku esperaba pacientemente en silencio, dejando continuar la calma que allí reposaba...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katsu Ryô
Gennin
Gennin
avatar

Cantidad de envíos : 68
Fecha de inscripción : 01/09/2009

MensajeTema: Re: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   Mar Sep 15, 2009 11:06 pm

Katsu Ryô se encontraba en la más pura gloria. Degustando un puro habano y catando un vino occidental con la derecha. Aunque tardó un rato en acordarse del dato. Se encontraba en un baño extremadamente lujoso, disfrutando de una nube de espuma que se tomaba su tiempo en masajear su espalda mientras dejaba que los efectos del alcohol le convirtieran en alguien ignorantemente feliz. Y es que en la ignorancia residía la felicidad, como decía el refrán. Ignoraba cuánto tiempo llevaba allí y cuanto duraría el paraíso, pero ni siquiera pensaba en ello. Sólo en el sabor del vino, el tacto del agua y la relajante música de fondo que algún vecino se había tomado la molestia de ensayar en sus ratos libres. “En la ignorancia reside la felicidad” se repitió a sí mismo, descubriendo de repente otra figura humana que se encontraba con él. Inmediatamente dejó la copa sobre la repisa de mármol para peinarse la enmarañada melena pelirroja con la mano. La chica que se encontraba desnuda, al igual que él, sacó la cabeza del agua, sólo para hacerle una aguadilla al ninja. Poco le importó que el puro se apagara al sumergirse, pues enseguida le fue compensado con un beso con lengua. En cuanto sus ojos se acostumbraron al agua, Ryô los abrió, y tras ver al feo y esquelético rostro de su madre frente a él, soltó un grito con todo el aire que tenía en sus pulmones, pero qué fea era.

Ryô se levantó del sofá sudando y derribando el viejo mueble a sus pies. Su anciana madre, que le observaba, arqueó una ceja y le hizo un gesto propio de ella, señalalarle y pasarse el dedo por el cuello.

-¿No tendrías que estar trabajando ahora, Ryô?


“En la ignorancia reside la felicidad”. Y tanto. Qué feliz se encontraba soñando sin hacer daño a nadie antes de que el familiar más cercano del Yeti le despertara de su ilusión para mostrarle la realidad. Y como siempre, la realidad no superaba a la ficción. Un roñoso cuchitril se mostraba ante sus ojos. Estrecho, muebles picados y doblados, pintura marrón, paredes, en su mayoría de papel de arroz (no por tradición, sino por falta de dinero para unas decentes). Con 25 años, viviendo con su madre y en ese cuchitril, cualquier adulto en su sano juicio perdería su juicio en pocos días. No obstante, Ryô tenía cosas más importantes de las que preocuparse que eso. Como por ejemplo, la mentira que le había contado a su madre. En realidad no tenía trabajo, no lo había tenido nunca. Pero su madre era tan inocente (no se parecía mucho al sinvergüenza de su hijo, no parecían familia) que creía que él había estudiado, aprobado de primera y conseguido trabajo gracias a contactos. Que se lo creía.

Tras despedirse como pudo de su madre; a la que le sacaba tres cabezas en altitud, a pesar de no ser excesivamente alto, cogió sin permiso un poco de bollería barata de la despensa y la fue ingiriendo mientras bajaba unas “escaleras”. Las comillas se debían a que a base de derruirse por el paso del tiempo y desgastarse, se parecían más a una rampa que a otra cosa. No se molestó en cambiarse de ropa y bajó a la calle tal cual. Sin calzado, en albornoz y con un pantalón de pijama para que no le multaran por escándalo público. Si no fuera por eso, no se dignaría a hacer nada para impedir que gritaran al verle. Escupiendo a un lado de la acera (la bollería barata no era lo más digerible del mundo) tomó su marcha hacia ningún sitio en concreto. En ocasiones normales iría a un bar o recurriría a prostitutas, pero antes necesitaba conseguir dinero. En ocasiones normales lo robaría, pero hacer eso con un deslumbrante sol iluminando el país no sería una buena forma de conservar la tapadera del trabajo.

Tras un rato de caminar si rumbo fijo, a base de dar patadas a piedras y de seguir el vuelo de los avioncitos de papel con los folletos publicitarios que recogía de las farolas, llegó a un sitio un poco más despejado, donde pudo ver a un vagabundo harapiento durmiendo con incomodidad, desparramado en el suelo. A sus pies un tazón de metal oxidado le hacía las veces de buzón para propinas. Ryô se acercó al pobre hombre, y le dio unos toquecillos para ver si estaba dormido. Tras ver que estaba en un profundo estado de sueño, se dirigió al vaso de propinas. Aunque pudiera parecer que iba a dejarle una, lo que hizo fue quitarle todo lo que había en ella, tras lo cual se levantó; sonriendo de oreja a oreja, y dejó caer la moneda de menos valor sobre el vaso, como si fuese algo suyo lo que le estuviera dando.

No podía dejar de sentirse observado, normalmente eso le importaba poco, pero cuando se trataba de personas con una manía por la autoridad, no le hacía demasiada gracia que le miraran con ganas de cortarle la cabeza (casualmente, eso le hizo acordarse de su madre). Girando la cabeza en todas direcciones, pudo comprobar que no se equivocaba, un tipo inmóvil en medio de la nada le miraba como si quisiera clavarle agujas con el simple gesto de observar. Su pelo no se movía, sus párpados no se movían, ni siquiera sus pies lo hacían. Sin duda, era un tipo al que le había dejado la novia o un Uchiha. No conocía demasiado el clan, sólo sabía que podían quedarse empanados de esa manera un buen rato, y que molestaban sobremanera mirando a la gente para hacerles sentir culpables. Mala suerte, para él, porque los Uchiha colaboraban con la policía, y eso lo sabía hasta un inculto como Ryô. Para no llegar a la catástrofe, pudo adivinar por la joventud del chico que se trataba de un principiante del clan. Carne de cañón más bien dicho. Alargó la mano, señalándole a través de sus guantes de cuero.


-¿Y tú qué coño miras?

[Off: La parte violeta es el sueño.]

Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Renku
Gennin
Gennin
avatar

Cantidad de envíos : 32
Localización : Villa Oculta de la Hoja
Fecha de inscripción : 13/09/2009

MensajeTema: Re: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   Miér Sep 16, 2009 10:28 pm

La pacífica tarde se quebró en el momento que los grillos cesaron sus relajantes ''cánticos'' debido a que una fuerte voz con tono de hombre, ya de una avanzada edad, irrumpía entre sus dominios. Al parecer no todo era un silencio sepulcral pues no mucha gente tiene la cordura de ponerse a gritar en medio de la nada como si no hubiese nadie. Analizando la estructura de la frase, Renku comprobó que la voz se dirigía a él, aunque no hiciese falta ser un lumbreras para saberlo ya que estaba solo. Desplazó ligeramente la mirada hacia delante con un suave movimiento de cabeza, un chico joven se alzaba a lo lejos, su complexion era atlética, no muy marcada, pero suficiente como para hacer frente a un rival decente. ''Vaya homre...''Pensó mientras se acercaba con paso firme, cauteloso pregunto elevando ligeramente la oz para qe pudiesen escucharle a lo lejos:

-A ti no por supuesto, patán. ¿Quién lo pregunta?- A medida que se iba acercando a la figura su pelo ondeaba y su mano derecha se introducía ligeramente en la bolsa de shuriken rozando dos con las intersecciones de los dedos pulgar-indice, indice-corazón. No podría fiarse del ente ya que no sabría como iba a reaccionar.
''La mejor eleccion ante una posible contienda es siempre la prevención'', pensaba mientras recordaba una de las normas que su padre siempre le enseño cuando aún era un estudiante. No todas las batallas se libraron igual desde que esa frase se impuso en la vida del joven shinobi...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Katsu Ryô
Gennin
Gennin
avatar

Cantidad de envíos : 68
Fecha de inscripción : 01/09/2009

MensajeTema: Re: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   Sáb Sep 19, 2009 1:16 pm

[Off: Lamento la tardanza en contestar, problemas estudiantiles que supongo que comprenderás.]

Como había supuesto Ryô, el eludido tardó lo que le parecieron siglos en contestar, el incómodo eco de los grillos se había parado y en su lugar se formaba un desagradable silencio que apestaba a aires de superioridad "¿pero qué coño le cuesta decir “no”?" meditó el ninja de la roca, que ahora se rascaba la barbilla, pensando qué daría como respuesta a lo que sería la respuesta del otro chico. Eso, claro, si es que su cerebro no se había trasladado a otra dimensión y su cuerpo estaba más atontado como parecía, si es que podía ser así. Tras un intermedio que se le hizo eterno, el otro chico respondió. Tenía voz de preadolescente granoso, sin el apartado de los granos, claro.

Y encima le llamaba patán. Ryô se tomó en consideración la posibilidad de ponerse por encima de él usando su altura, pero se dio cuenta de que era más bajo que el tipo "cómo le dan a los esteroides los cabrones..." pensó para sí mismo. Casi ignorando completamente al chico (casi como venganza por su lentitud para responder) se tomó una pequeña pausa para crujirse los dedos y el cuello, a modo de ceremonia para la tunda de cachetes que iba a recibir el crío que le había llamado “patán”.


-Un poco de respeto a los mayores, crío. Deberías presentarte tú antes de pedir el nombre a nadie.


Iba a continuar, aprovechando para acercarse un poco más, pero hubo un dato que le hizo mucha gracia: el chico, al parecer creyendo que Ryô era idiota o dantólico, había llevado una mano a su bolsa de shurikens, con un 100% de probabilidades de que estuviera intentando coger algún tipo de arma arrojadiza. Eso lo dedujo simplemente porque el otro ninja tenía más pinta de asustadizo que intenta asustar al rival que otra cosa. Como aquellos críos que llevaban una navaja y la ponían en medio siempre que tenían la oportunidad para dárselas de intocable, aunque luego no tuvieran ni idea de cómo usarla.

Ciertamente, a Ryô le hizo mucha gracia. Que un ninja al que sacaría 10 años le estuviera amenazando con un trozo de metal puntiagudo como si se tratara de un borracho que mataba el tiempo (algún parecido sí compartía, en realidad) era una falta de respeto bastante grave para cualquier ninja que se preciara. Pero ¿qué debería entender como modales, alguien a quien le importaban poco o nada? A la gente sólo lo importaba que le guardaran el respeto cuando alguien estaba mirando lo chulitos que se ponían. Entonces, el chico que tenía delante no parecía tener muy claro el concepto.


-¿Así que quieres jugar a los ninjas? Lo siento, no se admiten niños.

Con estas palabras, se tomó la libertad de llevarse la mano derecha a la boca y morder la cremallera que había en la palma del guante para abrirla. Aunque esta vez se mostraba muy receloso a que su rival lo viera desde su perspectiva, intentó fingir metiéndose ambas manos en los bolsillos interiores, fingiendo una falsa indiferencia hacia el chico. Bajo su ropa, su diestra estaba dentro de una de sus cuatro riñoneras, moldeando una pequeña cantidad de arácnidos, 10. Algunos de metieron bajo su ropa y los 5 restantes bajaron a través de ella, acercándose a Renku camuflados entre el césped como cualquier otro grillo más.

-No sé por qué te han dejado llevar una bolsa de shurikens, podrías intentar comértelos o cortarte con ellos. Qué familia más irresponsable que tienes.

Técnicas
:
Spoiler:
 
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Renku
Gennin
Gennin
avatar

Cantidad de envíos : 32
Localización : Villa Oculta de la Hoja
Fecha de inscripción : 13/09/2009

MensajeTema: Re: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   Lun Sep 21, 2009 7:23 pm

Off: Por favor, ponme los kilos de arcilla que tienes, asi no habrá casos de arcilla infinita, que he visto varios xD
On:

La tarde cada vez se ponía cada vez más y más tensa, la paciencia de Renku reposaba plácida en una mente algo cerrada y fría. Su diestra paró en seco una vez había sacado los Shuriken a la altura del múslo con el brazo ligeramente doblado hacia delante. Escuchó unas secantes palabras que le hicieron detenerse a 10 metros de su rival para contestarle lo siguiente:

-Tienes razón, me llamo Renku Uchiha disculpa la descortesía.- La mirada de Renku se dirigío a la cara de su oponente, el cual emitía una mueca muy desagradable, ya que sonreía ligeramente, como si algo que hubiese hecho previamente le resultase gracioso. No pensaba que por el mero hecho de ser shinobi le fuesen a reir las gracias como a un mono de feria. El ninja enemigo de nuevo hizo acto de presencia diciendo:
''-¿Así que quieres jugar a los ninjas? Lo siento, no se admiten niños.-''

Al parecer, el adulto que se hallaba delante de Renku, se había perdido las clases durante una gran temporada, quizás unos 10 años, ya que no portaba la chaqueta de chunnin le daba a entender que a su edad aun no había alcanzado el nivel, por lo que seria simplemente gennin. Seguramente desorientado, habría topado con un igual y retándole a un combate le habría dado una paliza, de ahi su desorientación espacial. Sin hacer demasiado caso a este hecho comprobó que extendía su mano hacia su boca probablemente para morderse un dedo, quizás no, había visto demasiadas cosas. Para su sorpresa vió a distancia una fina linea plateada que atravesaba la palma de su mano. Mientras ésta se movía hacia delante la línea se separaba en dos más finas. Rápidamente deujo que era una cremallera, pero ¿ por qué tendría una en ese preciso lugar? En ese instante una imagen le vino a la cabeza...Su profesor de la academia estaba explicando el funcionamiento de las técnicas de algunos de los clanes de otras villas, entre ellas las del clan Katsu, que utilizaban sus manos, las cuales tenían en sus palmas una boca con la que masticaban una arcilla con propiedades explosivas a la que daban forma creándo figuras como pequeños animales hasta grandes esculturas, y , combinándola con su chakra la hacían ''cobrar vida'' y moverla a placer con una ruta fija o en algunos casos variable.

Renku frunció el ceño, y siguió examinando a su rival el cual introducía las manos en los bolsillos, probablemente ya habría cogido arcilla y la estaría modelando en éste mismo instante. En efecto éso estaba haciendo ya que su mano derecha hacía pequeños movimientos dentro del bolsillo lo que le dío a pensar que la figura o figuras que modelaba eran pequeñas. Una media sonrisa se esbozaba en el rostro del joven, había identificado al rival, del que esperaba tener un buen combate. De nuevo, su oponente irrumpió:

''-No sé por qué te han dejado llevar una bolsa de shurikens, podrías intentar comértelos o cortarte con ellos. Qué familia más irresponsable que tienes.-''Acto seguido a sus palabrás dijo:

-''Al menos me saqué el título de ninja a la primera, no como tú, que seguramente hayas pasado la mayoría de edad hacíendo el examen teórico. Por cierto, ¿no eres demasiado mayor para ir jugando con petarditos?-'' Dándose por aludido dijo esto porque vió como se iban creando arrugas móviles en los ropajes del oponente, el cual pensaba seguramente que estaba tratando con un niñato de academia.

Probablemente serían figurillas en forma de insectos, se introducían en las rópas, y otros bajaban por ellas, fácilmente identificables en tierra, ya que son de color blanco, y hacen ruido al pasar. Como todo el mundo sabe los grillos permanecen en silencio cuando un extraño se acerca a su terreno, impasibles y sin hacer ningún movimiento. Obviamente lo que se acercaba hacía Renku serían los insectos que habían descendido por la vestimenta del rival. Lanzando los shuriken hacía el pecho del rival, uno a la altura del cuello, pecho, y otro a los abdominales dijo:

''-¿Eso es lo mejor que sabes hacer? Por favor, no me defraudes...-''
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha   

Volver arriba Ir abajo
 
Duelo amistoso Ryo Katsu v.s Renku Uchiha
Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Mascara Madara Uchiha en la TNT,Ciudad de México.
» quiero un duelo!! nivel 2
» duelo de cartas? quien quiere?
» Duelo ga hitsuyouu da!! T.T
» Avi tiene hambre...de duelo xD

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Naruto Universo :: Campos de Batallas :: Duelos Libres-
Cambiar a: